Desarrollo del lenguaje desde los 3 meses hasta los 9 años. Palabras, Hablar. MediQuo, foniatra, logopeda, Doctora Amalia Sánchez López

El desarrollo del lenguaje desde los tres meses hasta los 9 años

En el periodo comprendido entre los 16 meses y los 4 años, aproximadamente, el vocabulario de los niños aumenta de forma exponencial. Al llegar a esta edad su capacidad lingüística empieza a aproximarse a la de los adultos de forma progresiva, si bien serán necesarios bastantes años hasta que perfeccionen tanto el vocabulario como la gramática.

Existe una disociación entre la comprensión y la producción del lenguaje. En concreto, los niños pequeños son capaces de entender frases complejas que no podrán generar por ellos mismos hasta más de dos meses después.

Hay dos tipos de errores muy frecuentes durante la época de adquisición del lenguaje: las sobreextensiones y las infraextensiones. Los primeros son generalizaciones consistentes en usar una palabra para designar otros objetos, como llamar “perro” a todos los mamíferos; las infraextensiones o subgeneralizaciones son errores opuestos a estos.

CLICA AQUÍ PARA PREGUNTAR AL PEDIATRA

A medida que los pequeños crecen tienen lugar distintos hitos que serán fundamentales para el desarrollo del lenguaje adulto. Entre otros, tienen gran importancia la identificación de las formas irregulares, la adquisición de los modos verbales y el progreso del conocimiento metalingüístico y metacognitivo.

Si bien cada niño aprende a hablar a su propio ritmo, los logros generales pueden servir como una guía para el desarrollo normal del habla y el lenguaje. Estos logros ayudan a los médicos y otros proveedores de atención médica a determinar cuándo un niño podría necesitar ayuda adicional.

Para el final de los tres meses, tu hijo podría:

  • Sonreír cuando aparezcas
  • Hacer sonidos de arrullo
  • Hacer silencio o sonreír cuando se le habla
  • Hacer como que reconoce tu voz
  • Llorar de manera diferente para diferentes necesidades

Al cabo de seis meses, tu hijo podría hacer lo siguiente:

  • Hacer sonidos de gorgoteo al jugar contigo o al dejarlo solo
  • Balbucear y hacer una variedad de sonidos
  • Usar su voz para expresar placer y disgusto
  • Mover los ojos en la dirección de los sonidos
  • Responder a los cambios en el tono de tu voz
  • Notar que algunos juguetes hacen sonidos
  • Prestar atención a la música

Al final de los 12 meses, su hijo podría hacer lo siguiente:

  • Intentar imitar los sonidos del habla
  • Decir algunas palabras, como «papá», «mamá» y «oh-oh»
  • Comprender instrucciones sencillas, como «Ven aquí»
  • Reconocer palabras para elementos comunes, como «zapato»
  • Girar y mirar en dirección a los sonidos

Para el final de los 18 meses, su hijo podría:

  • Reconocer los nombres de personas, objetos y partes del cuerpo conocidos
  • Seguir instrucciones sencillas acompañadas de gestos
  • Decir hasta 10 palabras

Al final de los 24 meses, tu hijo podría:

  • Usar frases simples, como «más leche»
  • Hacer preguntas de una o dos palabras, como «¿Adiós?»
  • Seguir indicaciones simples y comprender preguntas sencillas
  • Pronunciar unas 50 palabras o más
  • Hablar lo suficientemente bien como para que tú u otros cuidadores primarios lo entiendan al menos la mitad del tiempo

Existen unos signos de alarmas a nivel del desarrollo del lenguaje, que en el caso de estar presentes, hay que dirigirse al médico Foniatra (médico especialista en la comunicación). Los retrasos en el habla ocurren por muchos motivos, incluida la pérdida de la audición y los trastornos del desarrollo. Según las circunstancias, el médico Foniatra de tu hijo podría derivarlo a un especialista en audición (audiólogo) o a un logopeda. Los signos de alarma son los siguientes:

CLICA AQUÍ PARA PREGUNTAR AL PEDIATRA

De 0 a 4 meses

  • El bebé no sonríe ni mantiene contacto ocular
  • No reacciona ante sonido ni voz
  • No emite sonidos
  • No succiona bien

De 4 a 8 meses

  • No mueve la cabeza hacia el sonido
  • No intenta imitar los sonidos del adulto
  • No responde a los cambios de entonación del adulto
  • No aparece balbuceo o laleo

De 8 a 12 meses

  • No gira la cabeza al oír su nombre
  • No comprende las palabras de su entrono
  • No produce sonidos con intención comunicativa

De 12 a 18 meses

  • No señala cuando quiere algo
  • No comprende órdenes sencillas como “no”, “toma”, “dame, etc.
  • No dice palabras con significado

De 18 a 24 meses

  • No usa la palabra-frase para comunicar lo que quiere
  • No utiliza el NO
  • No acepta bien la dieta sólida ni mastica

Hacia los 2 años

  • No utiliza el juego simbólico (Ej. Preparar la comida, hacer que peine es un micrófono, etc.
  • No dice su nombre
  • No construye frases de 2-3 palabras
  • Su vocabulario no va en aumento
  • Mastica con dificultad

Hacia los 3 años

  • Utiliza pocos verbos en su lenguaje
  • No realiza frases de tres palabras
  • No hace preguntas
  • No utiliza el plural ni las preposiciones
  • No comprende los relatos sencillos
  • Tiene babeo o presenta una mala formación de los dientes

De 4 a 5 años

  • Respira con la boca abierta
  • Traga enseñando la lengua (deglución inmadura)
  • Su voz se altera frecuentemente (ronquera, afonías)
  • Se bloquea cuando habla. ”No arranca a hablar, se atasca”
  • Repite sonidos (ppp pato) o prolonga sonidos (ssssapo)
  • Sólo le entienden las personas de su entorno
  • No puede relatar hechos sencillos
  • Cambia rápidamente de actividad sin entrar plenamente en ninguna
  • Tiene dificultades para jugar con el lenguaje (rimas, adivinanzas, trabalenguassencillos)
  • No se relaciona con otros niños

De 5 a 6 años

  • No pronuncia bien todos los sonidos de lenguaje ni se explica correctamente.
  • Confunde palabras como antes/después, hoy/mañana
  • Al escribir el trazo es poco uniforme
CLICA AQUÍ PARA PREGUNTAR AL PEDIATRA

De 6 a 9 años

  • Confunde la izquierda con la derecha
  • Le cuesta contar
  • Tiene falta de atención y concentración
  • Al leer confunde letras, cambia sílabas y sustituye unas palabras por otras
  • No usa signos de puntuación
  • No comprende lo que lee
  • Al escribir comete errores en la secuencia, dirección y tamaño de la letra
  • Omite, añade o sustituye letras al escribir y al leer
  • Escribe los números en espejo
  • Mezcla las letras mayúsculas con las minúsculas

Texto: Dra. Amalia Sánchez López

¿Necesitas ayuda? Consulta al profesional en el chat.

mediquo, tu amigo médico. Chat médico. Consultar ahora.

 

 

 

¿TIENES MÁS DUDAS?

Resuelve tus dudas al instante con médicos especialistas

Deja un comentario

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para ofrecer una mejor experiencia y servicio. Si continúa navegando, acepta su instalación y uso. Política de cookies.